• 55 4984 4441
  • mercadotecnia@lgc.com.mx
Noticias
Centro sur registra la mayor inflación en el país

Centro sur registra la mayor inflación en el país

www.remax.com.mx

En los primeros 15 días del 2018, la región centro sur presentó el mayor aumento anual en los precios al consumidor del país, con 5.78%, mientras la frontera norte el menor registro, con 4.25% (un año antes se ubicó en la primera posición).

Además, la inflación anual del centro sur fue superior a la nacional, que llegó a 5.51%, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

El comportamiento de dicha zona se debió al incremento anual de los precios en alimentos, bebidas y tabaco (8.39%), salud y cuidado personal (6.13%), otros servicios (5.94%), muebles, aparatos y accesorios domésticos (5.74%); ropa, calzado y accesorios (4.64%); vivienda (4.52%), educación y esparcimiento (4.44%), y transporte (3.95 por ciento).

Por objeto de gasto, los mayores crecimientos se observaron en papa y otros tubérculos (69.62%), calabacita (60.96%), zanahoria (56.39%), chile serrano (48.93%), chayote (45.83%), jitomate (44.34%) y nopales (43.81 por ciento).

Al otro extremo, las caídas más pronunciadas fueron en piña (16.95%), transporte aéreo (16.16%), melón (10.57%), tramites vehiculares (6.14%), camarón (5.55%) y equipos y reproductores de audio (4.19 por ciento).

El especialista del Tecnológico de Monterrey, Raymundo Tenorio Aguilar, señaló que la incidencia del índice no subyacente, el cual está relacionado con productos agropecuarios y energéticos, provocó que la región del centro sur, al no resultar autosuficiente en esos bienes, incrementara su inflación general, y lo mismo ocurrió en el resto del país, además de que los costos de la gasolina repercuten directamente en los precios al consumidor.

Por su parte, el director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (Idic), José Luis de la Cruz Gallegos, atribuyó esa dinámica a la alta demanda de productos que existe en la zona debido a su gran concentración de personas.

También dijo que el reajuste al sector salud pudo ocasionar la elevación de precios en sus productos, “el carecer de servicios más integrados en algunas partes le pudo haber afectado, más porque en el centro sur la demanda es muy elevada y la oferta está limitada a ciertos estados”.

En contraste, la frontera norte presentó en el país el aumento anual más bajo en su índice en los primeros 15 días de enero del 2018, con 4.25% anual, cuyos resultados de sus rubros fueron los siguientes: alimentos, bebidas y tabaco (7.64%); otros servicios (6.13%), salud y cuidado personal (4.94%); ropa, calzado y accesorios (4.31%); vivienda (3.57%), muebles, aparatos y accesorios domésticos (3.17%); educación y esparcimiento (3.16%), y transporte (0.64 por ciento).

Cabe señalar que la frontera norte fue la única región que no subió el valor del transporte a más de 1%, ya que “si bien el precio de los combustibles ha seguido incrementando, no ha sido con la misma magnitud del año pasado”, explicó el director del Idic.

Por productos y servicios, los ascensos más importantes pertenecen al grupo de frutas y hortalizas, pues corresponden a los productos cíclicos y de temporada, los cuales superaron el umbral de 20.0 por ciento.

Mientras trámites vehiculares (11.86%), transporte aéreo (6.04%), gasolina de bajo octanaje (3.39%) y servicio de Internet (3.01%) son algunos objetos que disminuyeron su precio.

De la Cruz Gallegos manifestó que el norte de México ya sufrió ascensos el año pasado, particularmente por el aumento en energéticos y la debilidad del peso frente al dólar entre enero y febrero, lo cual implicó que la tasa del primera quincena del 2018 fuera en términos relativos más baja.

Al respecto, el especialista del Tecnológico de Monterrey indicó que en esta frontera hay un costo de logística en materia de energéticos menor al resto del país, lo cual incidió en la tasa inflacionaria, así como el tipo de cambio que ha favorecido el consumo de bienes importados incluidos en la canasta final (enlatados y envasados).

Después del centro sur, siguió el centro norte, con una inflación anual de 5.51%; completan la lista el sur (5.26%), noroeste (5.10%) y la noreste (5.01 por ciento).

www.lgc.com.mx

CORTAZAR Y MEXICALI

De las 46 ciudades que componen el Índice Nacional de Precios al Consumidor, Cortazar, Guanajuato, obtuvo el crecimiento anual más alto, con 7.50 por ciento.

El comportamiento de esta urbe mexicana en la primera mitad de enero del año en curso se atribuye a los incrementos en papa (86.08%), jitomate (64.11%), chocolate (56.37%), servicios profesionales (54.92%) y queso amarillo (51.04 por ciento).

Tenorio Aguilar expuso que la oferta del Bajío es muy inferior a la sobredemanda de mercancías, muebles, cuidados de salud y sobre todo de vivienda. “En Cortazar lo que más les pegó fue lo que tiene que ver con vivienda: gas doméstico, electricidad, renta de vivienda y cosas de jardinería”.

Señala que Tijuana, Mexicali (Baja California), Ciudad Acuña (Coahuila), Ciudad Juárez, (Chihuahua), Matamoros (Tamaulipas) y Monterrey (Nuevo León) se ubicaron como las ciudades con la menor inflación (debajo de 4.62%), cuando un año antes ocuparon las primeras posiciones.

Esta tendencia favorable en las ciudades fronterizas del país se debe a que el peso tuvo una apreciación frente al dólar durante la primera quincena del 2018 con respecto a lo que había ocurrido en la misma medición de enero del año pasado, expuso Raymundo Tenorio, lo cual, agregó, favorece la compra de bienes de origen importado y por tanto provoca que aumente el poder adquisitivo de sus habitantes.

“Por otra parte, los gastos en vivienda tuvieron una baja poco común, sobre todo porque no hubo incrementos sustanciales en renta de vivienda ni en servicios de la misma, que es el rubro que más representatividad tiene en la frontera”, expresó.

Kristobal Meléndez Aguilar, analista del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria, comentó que hay condiciones para que esto pase, en el sentido que la tasa cambiaria en comparación con la del año pasado y la alza de combustibles de esta quincena es menor a la primera del 2017.

“Las ciudades de la frontera ya se vieron muy afectadas el año pasado, ahora les tocó un impacto mucho menor”, explicó.

Seder descarta incremento en el precio del huevo

Guadalajara, Jal. En Jalisco, primer productor nacional de huevo, no existe desabasto ni otros factores que justifiquen un aumento en el precio del alimento, afirmó el titular de la Secretaría de Desarrollo Rural (Seder), Héctor Padilla Gutiérrez.

Según el funcionario, en el área metropolitana de Guadalajara, el huevo puede conseguirse incluso, en 20 pesos por kilogramo, aunque  al menudeo oscila entre 28 y 34 pesos en los mercados públicos de la ciudad lo que, a decir del titular de Seder, es excesivo.

“Varía mucho dependiendo del tipo de establecimiento, pero una cuestión de 30 a 60 (pesos) está fuera de lugar”, indicó.

De acuerdo con la Organización Mundial del Huevo, la producción del alimento es cíclica al igual que la demanda, y durante el invierno suele haber un incremento en el consumo, por lo que el precio aumenta en estos meses del año, pero no de forma considerable.

Padilla Gutiérrez indicó que cualquier abuso o especulación con en el precio del huevo debe ser denunciado ante la Procuraduría Federal del Consumidor.

Comerciantes del mercado Corona en Guadalajara señalaron que en las primeras semanas del 2018, el precio del huevo sí registró un “ligero” aumento y actualmente lo ofrecen en 32 pesos el kilogramo al menudeo.

Con datos de la Unión Nacional de Avicultores, se observa que Jalisco aporta 55% de la producción nacional de huevo que asciende a 2.7 millones de toneladas anuales, y en segundo lugar se ubica el estado de Puebla, con 15 por ciento.

Información de la delegación Jalisco de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, refiere que en el estado hay 32 millones de aves y los principales municipios productores de huevo son Tepatitlán, San Juan de los Lagos, Acatic, Lagos de Moreno y Ojuelos, en la región de Los Altos, donde se concentra 76% de la producción estatal.

Fuente: El Economista

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *