Construcción
Una alternativa de construcción sustentable: Bioconstrucción

Una alternativa de construcción sustentable: Bioconstrucción

Sabemos que la construcción convencional produce un alto costo medioambiental, ya que precisa de un elevado gasto energético para la extracción de materias primas, su transporte y transformación. Sin olvidar las empresas químicas que intervienen para mejorar sus características técnicas, y que a su vez perjudican a la salud y al medio en que habitamos.

Esta manera tradicional de construir está produciendo, además, una sobreexplotación de recursos y un imparable aumento de residuos. Los retos que presenta el cambio climático y las obligaciones que los gobiernos están asumiendo para mejorar el impacto ambiental del planeta, están afectando al sector de la construcción.

Por ello, han surgido numerosas tendencias y propuestas alternativas a la manera de construir convencional, entre estas nuevas propuestas se encuentra la bioconstrucción, construcción sostenible o construcción ecológica.

La bioconstrucción es una disciplina dentro del mundo de la arquitectura y de la edificación que busca la integración del edificio dentro del entorno. El objetivo de esta disciplina es conseguir el mínimo impacto en el medio ambiente.

Se requiere establecer un equilibrio entre lo ambiental y lo económico para que el proyecto salga adelante. Se trabajan materiales que provienen de fuentes renovables minimizando el CO2 y el uso de energía fósil.

La bioconstrucción se basa en salud y confort ya que en una construcción debe haber un equilibrio entre la calidad del aire interior sin emisiones contaminantes de origen físico, químico o biológico con superficies higroscópicas que permiten respirar sin dejar entrar el agua o el aire, confortables en el aspecto térmico, lumínico y otras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *